Luna Se Casa

Mi Bio

Nostalgia de una novia

Cuando comencé el blog de Luna se Casa tenía una intención clara: usarlo a modo de diario para poder, en un futuro, volver a él […]

Cuando comencé el blog de Luna se Casa tenía una intención clara: usarlo a modo de diario para poder, en un futuro, volver a él y encontrarme a mí misma en momentos pasados. Mis pensamientos, mis sentimientos, mis miedos e inquietudes.

Poco a poco he notado que esto se iba desvirtuando para dar paso a posts más generalistas. Sobre tema bodil sí, pero dejando a un lado la esencia de Luna.

Por eso, Sil y yo nos hemos prometido volver a nuestro origen. Retomar todo aquello que nos hace vibrar de verdad. Seguir soñando, que a eso hemos venido.

Esta semana ha estado cargadita de emociones. Casi 4 meses después de la boda me he encontrado de golpe con el vídeo, el trailer y las fotos de La Gran Boda Lunera. Así, de sopetón y sin anestesia. No sabéis las ganas que tenía de que llegase este momento. El vídeo, sin exagerar, lo he visto ya como 15 veces. Creo que mi subconsciente piensa que llegará un momento en el que, de tanto verlo, el tiempo vuelva atrás y empecemos de nuevo, como si estuviésemos metidos en la peli El efecto mariposa.

El caso es que la nostalgia se apodera de mí. Los más de 14 meses preparando el gran día caen como una losa sobre el nuevo calendario. Hoy he recogido el precioso álbum que Silvia Sánchez nos ha preparado y mi corazoncito se rompía y reconstruía con cada página que pasaba de sus maravillosas hojas.

Sin duda, la mejor decisión que tomamos fue la de contar con el equipo que nos acompañó. En las fotos (Silvia Sánchez Fotografías) y vídeo (Y Fueron Perdices). Sin ellos la nostalgia sería incontrolable. Supongo que muchas novias leerán estas líneas y se sentirán enormemente identificadas.

Siempre nos quedará el consuelo de refugiarnos en nuestros recuerdos y sobre todo en ÉL, que sigue junto a mí haciendo que cada día sume. Muero de ganas de compartir con todas vosotras, novias nostálgicas y novias venideras, mis recuerdos en forma de foto y vídeo. Pronto, muy pronto.

Os dejo, que tengo que volver a perderme entre las hojas de mi álbum bodil. Y para poner los dientes largos, unas fotos (caseras caseras, lo siento, no tenía luz) de cómo de bonito entrega Silvia sus trabajos. Puro LOVE.

Luna. 

 

Comentarios