No sin mis weddings

Por Lola y NataliaMi Bio

¿Y si te casas en una bodega?

¿Estás buscando un sitio diferente en el que celebrar vuestra boda? Esta semana descubrimos una bodega que tiene todos los ingredientes para conseguir el resultado […]

¿Estás buscando un sitio diferente en el que celebrar vuestra boda? Esta semana descubrimos una bodega que tiene todos los ingredientes para conseguir el resultado perfecto. A ver qué os parece.

Nuestra historia de amor con Abadía Retuerta comenzó hace nueve años cuando organizamos una cata a ciegas con nuestros hermanos y amigos para elegir el vino que serviríamos en mi boda.

Fue un día divertidísimo que hemos recordado cientos de veces a lo largo de estos años. La elección, por unanimidad, de aquella cata fue el Selección Especial de la Bodega Abadía Retuerta, convirtiéndose así en uno de los símbolos de mi boda.
A partir de aquel día, este vino es el de las ocasiones especiales, el de las navidades, el de los aniversarios… Así que su sabor, su cuerpo, su olor siempre nos evoca buenísimos recuerdos.

Por eso, cuando nos llamó nuestra querida Patricia Grande y nos dijo que teníamos que ir a conocer un sitio maravilloso donde organizar bodas y eventos con sello muy “Wedding” y nos dijo que era el Hotel Abadía Retuerta LeDomaine, una corriente de alegría nos recorrió el cuerpo. Viajamos a Valladolid para dar un paso más en esta relación que nos unce desde hace tantos años.

Cuando llegamos al hotel en el mes de octubre, el otoño y sus colores ya teñían los viñedos y el cielo azul intenso reinaba como escenario perfecto para Abadía Retuerta LeDomaine que se erigía como una joya en el tramo de exclusivas explotaciones vitivinícolas que jalonan el río Duero.
Cuando entramos, allí nos esperaba Cristina Garicano, Directora de RR.PP, con su sonrisa apacible y con su discurso profesional pero apasionado. Recorrimos con ella cada rincón del hotel, que surgió entre los muros enclaustrados del monasterio de estilo románico y barroco y que se han convertido en un majestuoso alojamiento de cinco estrellas en el que los huéspedes pueden disfrutar de un ambiente íntimo y privilegiado, rodeado de la máxima exclusividad y en el corazón de la historia; además de tener la oportunidad de cenar en el restaurante principal del hotel, ubicado en el antiguo Refectorio de la Abadía, que cuenta con una Estrella Michelin.

Recorriendo el hotel detrás de Cristina y fascinadas con su discurso, no podíamos dejar de soñar con bodas, eventos y días mágicos. Porque Abadía Retuerta LeDomaine es el sitio donde los sueños se hacen realidad.

Una vez terminada la visita y todavía enamoradas de todo lo que habíamos conocido, decidimos que esta joya tenía que conocerse en nuestro sector y les propusimos organizar una experiencia para influecers del sector de las bodas. Y así es como surgió #Experienciaarledomaine. Nosotras les dimos algunas pautas pero Cristina, su gran equipo y sus colaboradores de confianza como Indesign, Flores La Jara y Mil y Una Notas trazaron el plan perfecto para disfrutar de Le Domaine durante dos días.

Y así partimos hace dos semanas junto con grandes compañeros de viaje; A-Típica, Rodolfo McCartney, Casilda se Casa, Patricia Grande Photography y Un Par de medias rumbo a una experiencia que tardaremos mucho tiempo en olvidar y que esperamos volver a repetir en algún momento de nuestra vida.

Un trato exquisito, un ambiente exclusivo, una gastronomía excelente, un spa donde olvidarse del mundanal ruido y una bodega imponente convierten a Abadía Retuerta Le Domaine en el lugar perfecto en el que sellar cualquier historia de amor.

*Las Fotografías de Patricia Grande Photography

Un beso
Lola y Natalia
Wedding Planners

Comentarios