¿Quién viste qué? Fashion & Lifestyle

Patricia I. BertomeoMi Bio

El arte de decorar una mesa en Navidad

Podría parecer una tarea sencilla, pero nada más lejos de la realidad. La decoración navideña es todo un arte. Puede que prefieras líneas sencillas o […]

Podría parecer una tarea sencilla, pero nada más lejos de la realidad. La decoración navideña es todo un arte. Puede que prefieras líneas sencillas o te bases simplemente en tonos rojos y blancos. Por eso, si todavía estás teniendo dudas sobre cómo decorar tu mesa estas navidades, te voy a contar las ideas que estoy barajando para este año y así puedan servirte de inspiración. A mí la Navidad me encanta. Creo que es uno de esos momentos del año en el que podemos dar rienda suelta a todo el amor que llevamos dentro hacia esas personas que no podemos ver tanto como nos gustaría, pero que queremos que sepan que estamos ahí. Y sí, aunque solo sea una vez al año, ahí reside la magia de la navidad. En saber decir, “¿qué tal te va todo?” sin que suene a tópico o “¡me gusta lo que te has hecho en el pelo!” recordando que el año pasado no lo llevaba así. Además, sentarse todos a la mesa ya implica una conversación, por lo que el contexto es clave para conseguir una decoración de Navidad digna de sus comensales.

Originalidad económica

Como no todos tenemos presupuestos ilimitados, no hay mejor opción que recurrir al ingenio y a la imaginación. Cuando vi esta decoración de mesa de Navidad, pensé ¿puede haber algo más chulo y más barato? La verdad es que no. Simplemente con unos platos, servilletas rojas y negras y unas aceitunas ¡ya tenemos nuestra mesa de Navidad decorada y lista para presentar! Pero si aún así, queremos darle un toque más personal o se nos queda muy simple, yo le pondría unas servilletas con mensajes navideños o unos portanombres con algo de purpurina y brillo para iluminarla de otra forma. Hay muchísimas ideas donde simplemente con nuestra vajilla podemos hacer auténticas maravillas decorativas. Para mí este es el mejor ejemplo de que al final una buena idea, resuelve todas las dudas que podamos tener sobre qué colores o qué categoría de decoración navideña queremos para nuestra mesa. ¿Te atreves?

Decoración rústica

Esta es un poco más convencional. Aunque estemos en la ciudad podemos rememorar esas estampas navideñas de leña, pinos e iluminación dorada con unos toques más campestres en nuestra decoración de mesa. Simplemente podemos ir a alguna tienda de jardinería y preguntar si podrían cortarnos pequeños tacos de troncos. O aún mejor, podemos hacerlo nosotras mismas cortando un taco grande  de madera en las láminas que queramos. Así podremos elegir el espesor y la altura a la que queremos que queden nuestros platos. Los tonos que acompañan esta decoración irán en función del resto de menaje con el que contemos. En este caso el blanco y los colores metalizados se confunden con el verde de las hojas centrales. Pero una muy buena opción, si no quieres que sea todo demasiado rústico, es cambiar el centro de la mesa, por un camino en colores navideños, como el rojo, por ejemplo. Uno de los colores estrella que no te pueden faltar esta temporada.

Detalles que marcan la diferencia

Ahora, si eres como yo, que soy súper detallista, esta decoración te encantará. No es que me guste lo sobrecargado, pero ya que hablamos de una época bonita de luces, colores y emociones, por qué no hacer lo mismo en la decoración de nuestra mesa de navidad. En este ejemplo, creo que lo que mejor define su estructura es la suma de esos pequeños detalles que llenan la mesa. ¡No sabes donde mirar! porque todo llama la atención. Los regalitos, los ciervos, los sobremanteles en forma de corazón… ¡me encanta todo! Además este tipo de decoración es muy fácil de imitar. Solo tenemos que conseguir unas figuritas divertidas, como este arce en blanco, que también podemos encontrar en plateado y dorado y colocarlo estratégicamente en la mesa. Y si los regalitos los rellenamos con algún aperitivo “pre-cena” o “pre-comida” encandilaremos a todo el mundo y seremos, segurísimo, los mejores anfitriones segurísimo. Otro de los ornamentos que nunca fallan son las velas. No hay mesa de navidad que se precie que no apueste por una decoración basada en las velas en distintos puntos estratégicos. Y si queremos ser originales, no las pongas todas del mismo tamaño. Juega con los colores, las alturas o el grueso de las mismas. Además, en algunas tiendas de decoración como Maison du Monde, puedes optar por su cupón descuento Maison du Monde y hacerte con la decoración más exclusiva y elegante.

Espero que mis ideas te sirvan para que consigas la decoración de mesa de navidad más bonita y especial y que se cumplan todos tus deseos estas fiestas. ¡Feliz Navidad!

Comentarios